Como ya sabéis, el proyecto Aura Cadenas fue concebido como una promoción de 52 amplias y luminosas viviendas de dos a cuatro dormitorios repartidas en siete alturas más ático, todas ellas con terraza. La acogida de nuestro nuevo proyecto inmobiliario desde que fue puesto a la venta ha sido francamente buena, tan sólo queda por vender uno de los áticos, de dos dormitorios y con una terraza de más de 30 metros cuadrados, y hace unos meses que no queda ya disponible para la venta ninguna de las viviendas de cuatro dormitorios. Todo un éxito del que nos sentimos francamente orgullosos.

La casualidad hizo que unas semanas atrás, se pusieran en contacto con nosotros, casi al mismo tiempo, dos fieles clientes de Promotora Cadenas, que en la actualidad residen en una de nuestras anteriores promociones. Cada uno de ellos buscaba una vivienda totalmente diferente: el primero de ellos estaba interesado en adquirir una vivienda de cuatro dormitorios, la familia había crecido y necesitaba un piso más amplio donde poder tener su propio despacho; el segundo interesado, por el contrario, buscaba un apartamento de un dormitorio como inversión para alquilar. ¡Lástima!, en principio no podíamos satisfacer ya ni la de uno, ni la de otro… Y digo “en principio”, porque nuestra arquitecta se puso manos a la obra y encontró una solución que permitía dar respuesta a ambas necesidades, y que hoy os queremos presentar en este artículo de nuestro blog.

Apartamento de 1 dormitorio en Prado de la Vega
Vivienda de 4 dormitorios en Prado de la Vega

Si en la promoción disponíamos aún de dos viviendas colindantes, una de dos dormitorios y otra de tres dormitorios, ¿porque no “robarle” a la de dos dormitorios uno de ellos e incorporarlo a la vivienda de tres? Pues esto es lo que hicimos con nuestras viviendas tipo B (2 dormitorios) y tipo C (3 dormitorios).  Como podéis ver en los planos adjuntos, el resultado es un amplio apartamento con orientación oeste, totalmente exterior, de unos 48 metros cuadrados útiles, con una terraza de más de cinco metros cuadrados, perfecta para disfrutar de magníficos atardeceres a lo largo de todo el año; y también un gran piso de cuatro dormitorios, muy luminoso gracias a su doble orientación (sur y oeste), de más de 100 metros cuadrados y una terraza de casi 8 metros cuadrados en una de las esquinas del edificio… luz, luz y más luz. El deseado despacho se ha ubicado cerca de la entrada de la vivienda, situación ideal puesto que, aunque este no fuera el caso, en el supuesto de que se reciban visitas no será necesario cruzar toda la vivienda para llegar al despacho, pudiendo salvaguardar de esta forma la intimidad familiar. En este caso, nuestro cliente quería justamente ese cuarto dormitorio para habilitar un despacho, pero sus más de 10 metros cuadrados permitirían igualmente que fuera utilizado como un dormitorio más para uno de los miembros de una familia.

Sólo faltaba conocer la impresión de nuestros clientes, la más importante. Nos reunimos con cada uno de ellos y les presentamos la propuesta, la cual les encantó, era lo que estaban buscando.

Estas viviendas ya han sido vendidas, pero aún se puede hacer esta misma modificación en alguna de las siete plantas del edificio, y es que una de las principales ventajas de comprar sobre plano, con la complicidad y flexibilidad que ofrecemos desde Promotora Cadenas, es poder diseñar ese piso con el que soñamos.

¡Saludos!